Origen

Esta casa inicia cuando Carlos A. Pacheco, una vez liberado del alcoholismo por el poder de Dios, lee  un libro de un matrimonio de México-Norteamericanos ex adictos restaurados por el poder de Dios, que fundan un centro de rehabilitación para adictos y alcohólicos, esta lectura despierta en Carlos A. Pacheco amor por esta labor y se instala por un tiempo, junto con su esposa, en la ciudad de San Antonio Texas, preparándose para fundar la primera casa de rescate en Saltillo que abre sus puertas a la comunidad el día 7 de marzo de 1999, en una pequeña casa de 200 m2 de superficie, localizada en la colonia Oceanía. A los 3 meses de iniciada, era materialmente imposible seguir funcionando en ese lugar, sin embargo, Dios puso en el corazón de otra persona el facilitarnos su casa de 1200 m2 de superficie localizada en Dionisio Sánchez Villaseñor No. 263 en la Colonia Magisterio Oriente.

Tan positivo fue el resultado de esta magnífica obra, que vivían allí alrededor de 65 hombres internos y en el hogar para mujeres 15 internas, aunque con el tiempo surgieron problemas, ya que algunos vecinos empezaron a incomodarse por temor a la presencia de estos jóvenes cuyo aspecto exterior se asociaba al pandillerismo, aunque interiormente eran unas nuevas personas totalmente transformadas.
Por esta razón se empezó a buscar un lugar más apropiado donde se pudiera continuar con esta labor y brindarles todos los servicios.


Dos meses después un empresario nos informó que poseía un terreno de 7,800 m2 , el cual se negocía y se llega al acuerdo de cambiar la casa de la colonia Magisterio, por la “Quinta Atotonilco” ubicada en la colonia Landín.


Por otro lado, un matrimonio de arquitectos en forma gratuita y voluntaria elaboraron el proyecto, inaugurándose y consagrándose a Dios en Diciembre de 2001 la primera etapa de la nueva Casa de Rescate y se trabaja arduamente para continuar la construcción de las instalaciones del resto de los edificios donde se  da servicio a la comunidad en general las 24 horas del día los 365 días del año.


Visión

Vision

Haz clic en la imagen para ampliar

 

Esta visión se ha planteado y está abierta para preparar a todos aquellos hombres, mujeres y matrimonios que tengan el anhelo en su corazón de ser útiles a los propósitos de Dios e ir y alcanzar a aquellos que viven en la marginación por consecuencia de las drogas, el alcohol y la violencia que existen en nuestra sociedad.

“Por lo cual, oh rey Agripa, no fui rebelde a la visión celestial, sino que anuncié primeramente a los que están en Damasco, y Jerusalén, y por toda la tierra de Judea, y a los gentiles, que se arrepintiesen y se convirtiesen a Dios, haciendo obras dignas de arrepentimiento.”
Hechos 26:19-20